Todo lo que necesitas saber sobre el Rooibos

El rooibos es una increíble planta tiene muchas propiedades beneficiosas que hace que muchos la prefieran de la misma forma que el té.

Su nombre científico es Aspalathus Linearis y es una planta sudafricana muy utilizada en vez del té, sin embargo, no proviene del arbusto del té. Su nombre común significa arbusto rojo. Y es que existen dos variedades: el rojo, que tiene un grado más alto de oxidación y el verde, que es rico en antioxidantes. Hasta la fecha, esta planta es la única fuente de aspalathin, un fuerte antioxidante que ayuda a prevenir varias enfermedades.

La primera persona que se dedicó a la investigación del rooibos fue el botánico y médico Nortier. Y, a partir de la segunda mitad del  siglo XX, las investigaciones de esta planta aumentaron, debido a sus propiedades beneficiosas. cabe resaltar que esta planta no proviene del arbusto del té ni está relacionada con él.

No contiene cafeína

Esta es una propiedad muy atractiva para quienes prefieren todos los beneficios de una infusión sin cafeína. Es por ello que es recomendable para niños, mujeres embarazadas y personas que no toleran esta sustancia. Es por ello que es conocido como «té sin cafeína» y se  utiliza para sustituirlo en varias mezclas.

Propiedades digestivas

Esta infusión ayuda a tratar problemas digestivos, como náuseas, gases, dolores de estómago, gastritis y estreñimiento, debido a sus propiedades antiespasmódicas y anti-inflamatorias. Es por ello que es ideal para acompañar as comidas, ya que facilita los procesos digestivos.

Excelente diurético

El rooibos tiene un efecto diurético suave. Esto se debe a que contiene minerales como potasio y magnesio, además de ser muy bajo en sodio, por lo que ayuda a liberar líquidos retenidos. De esta forma ayuda a desinflamar el cuerpo, mientras disminuye la sensación de pesados. Esta propiedad hace que también sea recomendable para agilizar el metabolismo y perder peso.

¿Cómo se toma?

Su preparación es similar a la del té: de hace una infusión, con sus hojas, en agua caliente y se espera varios minutos, dependiendo de la mezcla con la que se prepara. Existen incluso máquinas de rooibos espresso que son ideales para prepararlo en distintas variedades, tal como el café. Otra forma de beberlo es en infusiones de rooibos mezcladas de otras hierbas y frutas.

Para los niños

Es ideal para niños, no solo por carecer de cafeína, sino porque ayuda a prevenir las caries, a estimular desarrollo óseo, aporta nutrientes y antioxidantes, es hidratante y tiene un sabor suave y agradable. Es una excelente opción, tanto fría como caliente, para sustituir otros tipos de bebidas azucaradas que aportan muy poco valor nutritivo.

Para deportistas

Sus propiedades hidratantes y desinflamatorias hacen que esta planta sea de especial interés para quienes practican actividad física de forma constante. Aporta sales minerales, por lo que es recomendable beberlo durante la práctica deportiva. Puede tomarse tanto frío como caliente. También ayuda a reducir los efectos de los ácidos generados en la actividad física.

Ahora que ya conoces los beneficios del rooibos, puedes combinarlo con tus comidas, así como con tus hierbas favoritas. Existen muchas opciones para disfrutar de su suave sabor, incluso en masala chai. ¿Cuál de nuestras mezclas con rooibos has probado?